IHAN-neonatal

En 2009, la OMS / UNICEF actualizó las normas de la IHAN (es decir, los «Criterios Globales»). En su documento, estas organizaciones alentaron la adaptación de los «Diez Pasos para una Lactancia Exitosa» a los cuidados intensivos neonatales, mencionando que debe incluir estándares para la asistencia, la planificación del alta, la evaluación después del alta y el apoyo especial para las madres.

En el mismo año, se formó el grupo de trabajo nórdico y de Quebec por profesionales de Suecia, Noruega, Dinamarca, Finlandia y Quebec, Canadá, para abordar la ampliación de la IHAN a la atención neonatal. Este grupo desarrolló una ampliación unificada de la IHAN a las salas neonatales (Neo-BFHI), basada en una revisión de la evidencia, en la opinión de expertos y en experiencias en los países nórdicos y otros países alrededor del mundo.

Para mantener la coherencia con la actualización de la OMS / UNICEF en 2009 de las normas de la IHAN, la expansión a las salas neonatales sigue fielmente los Diez Pasos para la Lactancia Exitosa. Además, para garantizar que las prácticas se centren en el respeto de las madres, en un enfoque centrado en la familia y en la continuidad de la atención, el grupo de trabajo formuló tres principios rectores que constituyen principios básicos en todos los diez pasos. De acuerdo con la IHAN, la adaptación también incluye el respeto del Código Internacional de Comercialización de Sucedáneos de la Leche Materna.

Cabe señalar que, en el espíritu de esta adaptación, los servicios de cuidados intensivos neonatales / salas de cuidados especiales suelen cubrir todos los niveles de atención neonatal, incluiyendo bebés prematuros, de bajo peso al nacer y lactantes enfermos, y también los lactantes más sanos que requieren monitorización puntual o a corto plazo o intervenciones médicas.

Más información aquí (en inglés)